¿Qué es esperamos de una diputada? :Gabriel J. Perea R. - elistmopty

ULTIMAS

Buscar en elistmopty

viernes, 17 de julio de 2015

¿Qué es esperamos de una diputada? :Gabriel J. Perea R.

Por: Gabriel J. Perea R.

@elistmopty


Columnistas


¿Qué esperamos de una diputada?


sábado 18 de julio de 2015 - 12:00 a.m.¿A qué viene esto? A que hemos visto en los últimos días novelescas disputas de unas diputadas y ahora entran al ruedo periodistas también
¿Qué esperamos de una diputada? Primeramente, debemos preguntarnos qué es un diputado. ¿Y por qué la diferencia, acaso existe alguna diferencia si son mujeres? Pues bien, los diputados son aquellos ciudadanos escogidos por el pueblo para que lo representen frente al Gobierno, esa sería la definición más contundente. Por lo tanto, cualquier cosa más allá de esa definición, si no favorece al pueblo, está de más, sin dejar de lado que un diputado solo puede hacer lo que la Ley le permite.
¿A qué viene esto? A que hemos visto en los últimos días novelescas disputas de unas diputadas y ahora entran al ruedo periodistas también. Dimes y diretes con mensajes en las redes sociales. ¿Qué se busca con esto?, ¿aumentar la popularidad?, ¿demostrar quién es la más arriesgada? Sea lo que sea, es un espectáculo denigrante. Pero aclaremos, la imagen de la mujer mueble que tenía que ser y parecer es cosa del pasado, la mujer de hoy día tiene voz y es luchadora, no se queda callada, pero, jamás debe abandonar aquellos atributos que la hacen una criatura privilegiada.
La belleza, la elegancia en el vestir, el cómo se expresa, su inteligencia, sus ideas deben ser su estela por donde pase, por algo son las que se ponen tacones y caminan con aquel andar que criatura alguna que no sea mujer puede realizar con tanta naturalidad y majestuosidad.
Es normal que en ese andar sean objetos de críticas, ataques y hasta envidias de otras, pero deben ser damas ante todo y demostrar su educación y su calidad de mujeres que están sobre lo chabacano, la rambulería. No debemos olvidar que todas las mujeres son bellas en la medida en que se den a respetar, no por ser la más aguerrida, lo más vulgar; por el contrario, sin importar el nivel social, la mujer debe ser el componente conciliador, el que logre los consensos, porque si fuera por nosotros, los hombres, ya se hubiera acabado el mundo y extinguido la raza humana.
*M.SC. ADMINISTRACIÓN INDUSTRIAL.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

También le puede interesar…

Sígueme por Email